animalessociedad

Controversia por gorila en zoológico en azotea de Bangkok.

Compartelo

Gorila vive en cautiverio en polémico zoológico de Bangkok por más de 30 años.

Un centro comercial de siete pisos ubicado en Bangkok, Tailandia, ha estado en el ojo del huracán por tener un zoológico en la azotea que alberga a un gorila llamado Buanoi. Este gorila oriental ha vivido en el zoológico de la azotea llamado Pata durante más de 30 años. El público, incluidas celebridades como la cantante estadounidense Cher, ha pedido su traslado a un hábitat más adecuado para su especie, pero la familia propietaria del zoológico se ha negado a hacerlo.

Los informes indican que Buanoi fue trasladado de un zoológico alemán en 1992 cuando tenía tres años y ahora pasa la mayor parte de su vida en una jaula en la azotea del centro comercial. Según la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), el promedio de vida de un gorila oriental es de unos 40 años, lo que significa que Buanoi ha pasado la mayor parte de su vida en cautiverio.

La existencia de Pata Zoo ha sido un tema polémico en Tailandia, que ha estado trabajando en mejorar su imagen en cuanto al maltrato de animales, y desea convertirse en un país más ecológico. Las autoridades han aprobado nuevas leyes ambientales, pero la mayoría de las protecciones se aplican a animales nacidos en hogares y no necesariamente a animales en zoológicos privados, como Buanoi.

El zoológico Pata ha estado en el centro de atención después de que alguien escribiera «¡Libertad para Bua Noi!» en las paredes del parque. El parque ofreció una recompensa de 100.000 baht (4.000 dólares) para cualquier persona que encontrara al culpable. El Ministerio de Recursos Naturales y Medio Ambiente de Tailandia ha ofrecido 30 millones de baht (1,1 millones de dólares) a la familia propietaria del zoológico para reubicar a Buanoi, pero la familia ha afirmado que es demasiado viejo para cambiar de residencia.

Los activistas por los derechos de los animales han acusado a los gorilas, que son familiares y muy sociales, de ser inadecuados en primer lugar, en jaulas en lugar de en su entorno natural. La situación ha puesto en duda la ética de tener animales en cautiverio y ha generado un debate sobre la responsabilidad de los zoológicos y el papel del gobierno en la protección de los animales en cautiverio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *